Cofita8La plaza de Cofita se convirtió ayer en un refrescante campo de batalla con una munición de 3.800 globos de agua, que explotaron al estallar contra niños y mayores. Decenas de vecinos varias edades participaron en la singular y necesaria batalla para aliviar el bochorno de estos días.

La guerra de globos se ha convertido en uno de los actos ya característicos de las fiestas en honor a san José de Calasanz y que se celebran desde el jueves y hasta el domingo. La organización corre a cargo de la peña Sin nombre que desde hace cinco años se encarga de la compra y distribución de globos. Este año, mil más que el año pasado, y en las próximas fiestas se espera superar los 4.000 globos. «Han participado más mayores que niños, con cubos llenos de globos, un remolque del coche y hasta una pala», explicaba Sandra Meler, de la asociación organizadora de las fiestas.

SUSCRIPCION

Cofita00Los actos festivos continuaron con una excursión en bicicleta y la tradicional costillada, con longaniza, vino de la bodega Sers y melón de Cofita para 300 personas. Y después verbena a cargo de Madison.

Otro acto destacados fue el concierto de Los Gandules en la noche del viernes que llenó la plaza de público venido de diversas localidades.

Las fiestas han finalizado hoy con una misa cantada, reparto de torta bendecida y vino, vermú en la piscina y traca final.

El alcalde de Fonz José Teodoro Ferrer, municipio al que pertenece Cofita, fue el encargo de abrir estos festejos en la tarde del jueves con la lectura del pregón.

En su intervención recordó sus vínculos familiares con la localidad, el cambio agrícola que ha experimentado, y deseó que las nuevas generaciones apuesten por vivir en el medio rural. «El reto que nos marcamos es que Cofita, Fonz o cualquier pueblo pueda tener una población joven con un modo de vida», dijo.

[youtube]https://youtu.be/WF80Qv1Q4MI[/youtube]

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here