La juez magistrado de menores de Huesca decretó ayer cinco días naturales para que el joven que causó la muerte del agente de tráfico de la Guardia Civil José Antonio Pérez el pasado 4 de marzo de 2016, y que ahora tiene 18 años, ingrese en el centro de menores de Juslibol en Zaragoza, donde ya estuvo recluido.

La juez apercibe en su auto que si el joven no ingresa en el centro de menores de forma voluntaria se requerirá la presencia de los cuerpos de Seguridad del Estado.

dph

Además la juez ha pedido que se inscriba en el registro central de menores la medida de dos años de privación para obtener el carné de conducir.

Cabe recordar que A.J. reside en el domicilio de sus padres en Barbastro bajo su tutela.

La decisión de la juez llega días después del anuncio de su ingreso en un centro de menores hasta que se resuelva el recurso planteado por su defensa y haya una sentencia firme.

dph

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here