Exterior de la ermita muy animado
Exterior de la ermita muy animado

Un año más se celebró la Romería a la Virgen de Dulcis, a la que acuden con devoción los vecinos de Alquézar, Radiquero, San Pelegrín, Colungo, Asque, Huerta de Vero y Buera que ejerce de anfitrión.

El tiempo acompaño con buen sol, lo que hizo que hubiera mucha animación durante toda la jornada.

NAVIDAD GOB ARAGON mitad

Los de Colungo como es tradición fuimos caminando con la bandera por el camino a través del río Ramillar, a medio camino paramos para el almuerzo y sobre mediodía llegamos a la ermita con la bandera en lo alto.

A la una se celebró la misa, primero tuvo lugar la procesión con las cruces procesionales, los estandartes y las banderas, el fuerte viento impidió llevar las banderas debido a su altura y solo algunas se sacaron en la procesión. Frente a la ermita los vecinos de Radiquero ondean su bandera haciendo la cortesía a todos.

Durante el trayecto hasta ermita se fue cantando el himno a la Virgen de Dulcis, doce estrofas en la que se nombra a todos los pueblos.

La ermita se quedó pequeña para albergar a todos los fieles, la misa estuvo oficiada por el párroco José María Cabrero acompañado del sacerdote Jaime Muzas. El cantador de jotas Paco Lasierra con el grupo aires monegrinos amenizó la celebración.

Al acabar se pasó adorar a la Virgen y a la salida la rifa del cuadro de la Virgen que en esta ocasión se fue para Adahuesca.

La juventud de Buera pone una barra en el exterior de la ermita y hay muy buen ambiente, antes de subir a los campos que rodean la ermita bajo las carrascas para la comida alrededor de las tres.

Los de Colungo éramos los más numerosos con setenta personas, entre niños y mayores y disfrutamos de una rica paella. Se trata de una de las citas del año que cuenta con más participación por la tradición y devoción, hay muy buena armonía entre todos.

En la sobremesa el cantador Paco Lasierra fue por las mesas rondando con sus jotas a todos los presentes. Como hacía muy buen tiempo se alargó hasta bien entrada la tarde y por la noche continuó la fiesta en la plaza de buera con la disco móvil.

Se trata sin duda de un día muy especial para todos los que asisten por el ambiente de familiaridad entre todos y la devoción a nuestra Virgen de Dulcis.  

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here