ESTA HISTORIA VA CONTIGO

Cinco jóvenes barbastrenses, alguno de los cuales menor de edad, han sido identificados por la guardia civil como presuntos autores de diversos actos vandálicos ocasionados contra el mobiliario urbano en la madrugada del jueves al viernes, coincidiendo con el inicio de la campaña electoral.

Los hechos ocurrieron sobre las dos de la madrugada, poco después de que los simpatizantes de los partidos políticos terminaran de realizar el recorrido por distintos puntos de la ciudad para llevar a cabo la tradicional pegada de carteles. Entre la una y las dos de la madrugada un grupo de cinco jóvenes comenzó a realizar actos vandálicos por las calles céntricas de la ciudad, empezando por la calle Verguinza, donde destrozaron dos papeleras y una farola, arrancaron los carteles colocados en el Paseo del Coso, para después quemar dos contenedores de basura frente a los porches de General Ricardos. Su itinerario de actos vandálicos continuó en la avenida Escrivá de Balaguer donde arrancaron dos paneles electorales, en el puente del Amparo, tirándolos al río Vero, así como siguieron arrancando nuevos carteles a lo largo de esta avenida y rompieron el espejo retrovisor de un vehículo.

AB ENERGÍA AIRE ACONDICIONADO

Las llamas de los contenedores de General Ricardos alertaron a los vecinos que entre la 1:30 y las 2:00 denunciaron estos hechos ante el Ayuntamiento. El incendio no fue a mayores ya que el servicio de recogida de basuras, que se encontraba realizando el servicio de limpieza, logró apagar el fuego conectando su manguera con una toma de agua, por lo que no fue necesaria la intervención de los bomberos. Tras recibir las alertas, tanto la policía municipal como la guardia civil intensificaron la vigilancia en la zona.

La guardia civil ha logrado identificar a los cinco jóvenes y los ha puesto a disposición judicial.

A la mañana siguiente, la brigada de servicio procedió a limpiar los desperfectos y recoger los paneles lanzados a las riberas del río Vero, que han quedado inutilizados. Los paneles electorales han sido repuestos por otos en el puente del Amparo.

La concejal de Servicios del Ayuntamiento de Barbastro, Elena Abón, estimaba que los daños realizados esa noche superan los 1000 euros a lo que habría que añadir “la distorsión creada entre los vecinos y todos los trabajadores municipales que tuvieron que intervenir y las horas de trabajo que harán falta para reparar ese mobiliario”.

“Gamberrada con mayúsculas”

La concejala de Servicios lamentaba estos hechos “nada cívicos y que han ocasionado varios perjuicios a los vecinos como a los trabajadores municipales”.

Por otro lado, Abón señalaba que estos hechos “son puntuales y aislados” y matiza que hacía tiempo que la ciudad no sufría estos incidentes. “No es habitual que en Barbastro pasen estas cosas. Hacía mucho tiempo que todos estábamos en paz. No quiero quitar importancia al hecho porque es una gamberrada con mayúsculas. No es una tragedia pero claro cuando pasan estas cosas se dejan ver”, declaraba Abón.

Cabe recordar que hace unas semanas algunas fachadas y establecimientos comerciales de la ciudad aparecían con pintadas de grafiti. Según informó el alcalde a una pregunta presentada por el PP en el transcurso de una sesión plenaria, en este caso se trataba de un grupo de jóvenes menores de edad que ya habían sido identificados. En ese mismo pleno el alcalde adelantó que se está trabajando para crear una normativa municipal que penalice este tipo de acciones vandálicas que destrozan el mobiliario urbano.

TELEFICHAJE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here