orangutan superior

El tren a Canfranc sale a diario a las 9:56 de Huesca, viniendo de Zaragoza donde parte a las 8:43, y llegando a destino hacia las 12;30. Cuesta 18 euros ida y vuelta. Desde Zaragoza son 188 kilómetros de recorrido. Unos 120 desde Huesca.

Es un recorrido histórico turístico que aconsejo hacer. El tren llegó a Jaca en 1893, pero el túnel no se inauguró hasta 1928. El tren llega lleno de Zaragoza, pero apenas subimos 8 personas en Huesca.

buzón del lector

Desde que se hizo la nueva vía del AVE, el tren entra en Huesca y vuelve a salir para seguir hacia el Pirineo por la plataforma de PLHUS que se hizo para que se asentaran las dos harineras que había en Huesca, que nunca lo han hecho. Antes seguía recto. La realidad es que una harinera ha vendido su actividad a otra empresa y la otra se ha ido a otra localidad, sin utilizar el servicio ferroviario.

El tren va despacio por la Hoya de Huesca porque es necesario cambiar las vías. De Huesca a Zaragoza va a 120 kilómetros por hora y lo podría hacer en todo el itinerario, con la renovación de vías. El paisaje es muy bonito con Guara de telón de fondo. En Ayerbe se paran unos viajeros.

Luego no encontramos una de las zonas más bonitas del recorrido. Los mallos de Riglos y los mallos de Agüero enfrente. Seguidamente la central hidroeléctrica de La Peña que nace en el embalse de la Peña. En el recorrido junto al río Gallego veremos más saltos más adelante.

Pasamos varios pueblos junto al río Gállego: La Peña, Garoneta, Anzánigo, Caldearenas, Lastras y Barangua. Llegamos a Sabiñanigo a las 11:42 y a Jaca a las 11:59.

A partir de aquí, el tramo se complica por la subida de altura. Se tuvo que hacer una gran plantación de pinos para evitar los aludes. También hay muchos túneles y varios acueductos. Uno de los acueductos es muy bonito. Hay una pendiente máxima cercana al 20%.

Por ello el tren va a 50 por hora. Lo que nos permite tener una perspectiva de los pueblos junto a la carretera que quedan por debajo, a la vez que disfrutar del paisaje. Llegamos a Canfranc a las 12:34.

Una vez aquí, disfrutamos de esta magnífica estación internacional de 241 metros de largo porque tenían que estar en la vía principal el tren que venía de Francia y el  de España. La encuentro en restauración.

Se puede visitar (previa inscripción y pago de 4 euros) el espléndido vestíbulo y el paso subterráneo. Nos podemos acercar a la entrada sur de túnel de casi 8 kilómetros. La parte francesa estaba electrificada porque había que subir rampas de hasta el 43%.

La estación se inauguró el 18 de julio de 1928. Las guerras civil y mundial mandaron su vida y decadencia. Durante la segunda guerra mundial vivió un tiempo de esplendor debido a la destrucción de los paso de Irún y Port Bou.

Tras la guerra civil, el paso estuvo cerrado 4 años por el aislamiento de España. Volvió a la actividad en 1949, pero no pudo competir con los pasos de ambos lados del Pirineo por la altura (que congelaba los alimentos), la mala gestión aduanera y la falta de un sistema para cambiar los distinto anchos de vía español y francés. Además, se siguió con trenes de vapor hasta el final de la década de los 60 del siglo XX. Algunos achacan estos problemas a la Compañía del Norte que gestionaba esta línea.

La estación dejó de ser internacional el 27 de marzo de 1970 (hace 50 años) cuando hubo un descarrilamiento en la parte francesa. Volvemos a Huesca en el tren de las 17:53 que llega a las 20:33 con 10 pasajeros. En Huesca únicamente bajo yo.

Aconsejo hacer este recorrido espectacular. Si creo que debería haber un cartel en las principales estaciones sobre su existencia (muchas personas creen que no funciona por las continuas noticias en los medios de comunicación de incidencias) y dar un folleto interpretativo del recorrido. Con estas medidas, se lograrían más viajeros hasta que lleguen proyectos más ambiciosos.

La mejora de las vías irá mejorando el tiempo de velocidad en el llano, manteniendo los 120 kilómetros por hora y reduciendo el tiempo del recorrido, haciéndolo más atractivo.

No hay que esperar a que esté finalizada la restauración de la Estación Internacional. Ya se pueden tomar medidas para que sea utilizado el Canfranero como atractivo turístico de nuestra provincia. Con muy poco presupuesto se puede conseguir.

semana de la ciencia

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here