Adahuesca
Adahuesca
orangutan superior

La frase “Leyendas al paso” refleja con acierto los aspectos esenciales de Adahuesca, en la comarca del Somontano. Una visita tranquila por el casco urbano es suficiente para darse cuenta del bagaje cultural, patrimonial, etnográfico y comercial propio de punto estratégico entre los valles del Alcanadre y del Vero. Base de partida hacia itinerarios turísticos y de senderismo por el Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara y la emblemática Sierra de Sevil. Paraje donde se localiza una de las leyendas más interesantes vinculadas a la historia local.

En la aldea Las Casas se sitúa la leyenda de “las abuelas de Sevil” únicas supervivientes de la peste por la que huyeron sin que nadie las acogiera salvo en Adahuesca. En señal de gratitud, entregaron la Sierra a los aboscenses (vecinos) quienes las recuerdan cada 20 de mayo en la romería a Crucelós donde las enterraron. En la tradición, las abuelas son símbolos de fecundidad de los campos y garantía de cosechas.

buzón del lector

El Centro de Interpretación de Leyendas y Tradiciones que se construyó en terrenos del antiguo cementerio (hasta mediados del siglo XX) por iniciativa de la (entonces) Mancomunidad del Somontano es el espacio adecuado para que los visitantes conozcan la historia del pueblo. De paso, es lugar ideal para apreciar una excelente panorámica desde el mirador y porque está en el antiguo recinto fortificado con restos de muralla, de torre y acceso por una puerta del siglo XVI.

De las excavaciones arqueológicas se desprende que en el mismo espacio se localizó la antigua iglesia parroquial de San Pedro. El visitante tiene muy asequible toda la información, recopilada en paneles interpretativos para “descubrir” caminos de leyenda. Historia cierta, que no de leyenda, son las santas Nunilo y Alodia, con plaza dedicada que recuera el martirio de ambas (Huesca, 851) a manos del caudillo moro Zumail.

Adahuesca ofrece muchas posibilidades de senderismo, paseos en BTT y opciones de turismo con alojamientos y servicios disponibles “a mano”. Los emprendedores se fijaron en la localidad para sacar adelante iniciativas en alimentación, restauración agroalimentario y turismo rural, ente otros. De este empuje salieron “las culebretas de Adahuesca” y los “dineretes de Sevil”, identificados con la localidad.

“Quesos de Radiquero” está entre las apuestas más destacas desde finales de los años setenta con elaboración de diferentes productos basados en la utilización de materia prima de calidad. Está, sin duda, entre las “marcas de identidad” de Adahuesca en ferias, salones y certámenes. El complejo de apartamentos Vino Tinto se ha sumado a las referencias recientes.

Muestras del patrimonio local son la iglesia de San Pedro (s. XVIII), sobria, de estilo barroco clasicista, la ermita de Nuestra Señora del Treviño, en las afueras, declarada monumento histórico artístico y el único resto que se conserva del antiguo monasterio. Las casas solariegas de Loscertales y de Molina, destacan entre el casco urbano, cuidado, de ambiente apacible a simple vista.

En el desarrollo de Adahuesca han participado vecinos, emprendedores y el Ayuntamiento, en las etapas de Mariano Vidal (1999-2003), María Pilar Vidal (2003-2011) y la actual de Francisco Franco Gistau alcalde desde la legislatura 2011-2015.  Adahuesca es, también, cuna de hijos ilustres, entre ellos Francisco Morcat, Rafael y Agustín Loscertales, Mariano Mata, Vicente Tobeña, Santiago Broto, Santiago Foncillas, Pablo Altemir y Chesús de Mostolay, en diferentes campos.

 

 

TIENDAS ONLINE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here