Mujer Rural

La instalación de 176 placas fotovoltaicas en la planta potabilizadora que abastece a la localidad de Binéfar, que ya están en pruebas, supondrá un notable ahorro económico y energético, así como una contribución a la mejora medioambiental. “La obra se enmarca en las acciones iniciadas por el Ayuntamiento de Binéfar para mejorar la eficiencia energética de las instalaciones municipales, haciéndolas más sostenibles y respetuosas con el medio ambiente”, señala el alcalde, Alfonso Adán.

El campo solar fotovoltaico de autoconsumo, que se ha instalado sobre la cubierta de los depósitos de agua potable, tiene el objetivo de dar suministro a la estación de tratamiento de aguas potables de Binéfar, que consta de cuatro líneas de filtrado, cada una de ellas con una potencia de 15 kW. La instalación solar diseñada puede llegar a producir 60 kW de potencia con el fin de conseguir el mayor ahorro de energía posible con el consiguiente beneficio ambiental y económico.

FRANCO MOLINA CENTRAL

Dicho ahorro anual se estima en 70.000 kWh en cuanto a consumo de energía, si se consigue este objetivo la factura eléctrica se puede rebajar en 6.000 euros y, paralelamente, se consigue evitar la emisión de unos 20.000 kg de CO2, asociados a la producción de electricidad. En cuanto al coste de la instalación ha sido de 59.041,49 euros, IVA incluido, por lo que el periodo de amortización se estima en diez años.

El Ayuntamiento de Binéfar ya cuenta con una instalación fotovoltaica en las azoteas del edificio consistorial, que dan servicio tanto al inmueble como a un poste de recarga para vehículos eléctricos, tanto particulares como municipales. También hay instaladas placas solares, pero únicamente para agua caliente, en los polideportivos Los Olmos y El Segalar.

SUSCRIPCION

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here