Montañeros de Aragón de Barbastro y el Ayuntamiento de Salas Altas realizarán este domingo una nueva marcha senderista hacia esta población del Somontano dentro de su ya clásica Ruta de Otoño que cumple su decimotercera edición. La marcha comenzará a las 9 desde Pozán de Vero para recorrer un total de 13 kilómetros por senderos y viñedos, de baja dificultad.

Masgrau, Subías y Rufas. JLP.Los organizadores esperan la presencia de 160 montañeros, entre los cuales habrá una veintena del Club Alpino de Tarbes, habituales ya esta marcha desde hace algunos años.
La jornada culminará con una comida popular en la plaza del Ayuntamiento de Salas Altas.

gobierno de aragón

La localidad de Salas Altas se vuelca cada año en la preparación de esta marcha en la que colaboran las asociaciones de mujeres, de cazadores, el Grupo de Estudios, así como vecinos.

La salida de la marcha será desde el acueducto de Pozán de Vero, desde donde se cruzará el río por la orilla del Vero hasta Castillazuelo por el paraje denominado Ras Vals. De ahí se cruzará la carretera para alcanzar la ermita de Castillazuelo y tomar los senderos con viñedos que llevan hacia Salas Altas.

La alcaldesa Inmaculada Subías señaló que durante la marcha se podrá «disfrutar de un día bonito porque la caminata que han preparado es un regalo para los sentidos, por el colorido y la cantidad de frutos que podemos ver a lo largo del recorrido. Todo el mundo la espera con ganas porque en otoño los colores de la viña están impresionantes».

El presidente de Montañeros de Aragón Barbastro, José Masgrau, destacó que esta ruta arranca cada año desde algún enclave del Somontano para recalar en Salas Altas «por la buena acogida tan agradable del primer año». En ese sentido Masgrasu considera que «es una manera de acerar lazos entre pueblos del Somontano y Montañeros de Barbastro y de Salas Altas».

Cada año se intenta salir de una localidad distinta. La primera edición se salió desde Alquézar, y en otras ediciones de Hoz de Barbastro, Buera, Colungo, Azara, Adahuesca, Barbastro, Salas Bajas, Burceat.

«El Somontano nos encanta a todos y en otoño nos da una gama de coloridos que sorprende porque todo es bonito pero el tramo de la ribera del río Vero de Pozán a Castillazuelo, sin domesticar, es un paseo que sorprende y si el tiempo que acompaña, podemos disfrutar de una bonita jornada», apuntó Masgrau.

Por otro lado este domingo el recién creado grupo de senderistas de la Ribagorza recorrerá la ruta de las ermitas del Somontano.

DPH

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here