Pedro Solana. El próximo sábado 26 de febrero, la Asociación de la Prensa Deportiva de Huesca otorgará los reconocimientos habituales de cada temporada a las 18 horas, en el Monasterio Nuevo de San Juan de la Peña, para premiar a losimg_3298 deportistas más relevantes de nuestra provincia. El galardón a la Gesta Deportiva será concedido a Diego Ballesteros, montañero barbastrense que asombró a propios y extraños con un proyecto ilusionante por lo intrépido desde su idea original: Unir dos eventos considerados importantes en el año 2008, la exposición Internacional de Zaragoza y las Olimpíadas de Pekín en bicicleta y en solitario.

Diego Ballesteros ha sido toda su vida un deportista multidisciplinar. Ha practicado mucho fútbol, tenis, natación, medias maratones y, desde hace unos años, se acercó al mundo de la montaña al principio en la escalada y después de la mano de los cursos provinciales de iniciación al esquí de montaña. Tras unas buenas experiencias vividas entre amigos no dudó en involucrarse en tareas de promoción colaborando con sus filmaciones en cursos y salidas promocionales cada vez más ligado a esta singular faceta del esquí de travesía.img_3291

CAMINO DE SANTIAGO

Por desgracia, tuvo que dejarlo a causa de una infortunada lesión producida mientras descendía grabando durante una excursión promocional de su club Montañeros de Aragón de Barbastro. Fue una grave rotura de ligamentos que para algunas de estas actividades resulta incapacitante. Ballesteros no se resignó y en el 2005, apenas acabada la rehabilitación, disfrutó de un Camino de Santiago pedaleando por la Costa Cantábrica donde comprobó que la rodilla le funcionaba. Justo después se fue a un trekking por el Himalaya indio y allí se le incendió la cabeza. Fue una chispa en forma de pregunta: “¿Por qué no ir desde España a recorrer estas Highways del Himalaya en bicicleta…?”.

Al año siguiente, en 2009, junto con sus compañeros del equipo Coanfi logró una estupenda clasificación en la Titan Dessert celebrada en el desierto del Sahara. Fue el año pasado, en 2010, durante su participación junto con sus compañeros del Coanfi en la Race Across América, en Estados unidos, cuando sufrió un terrible accidente por el que se ha estado rehabilitando durante siete meses en Barcelona y del que ya ha salido dado de alta, aunque con el handicap de permanecer de por vida obligado a moverse en silla de ruedas a causa de las lesiones medulares sufridas tras el atropello durante la carrera por relevos considerada entre las más duras del mundo.

En apenas unos días tras recibir el alta médica, Diego ya ha sido noticia tanto por la presentación del libro 12822, de Zaragoza a Pekín en bicicleta, como por la concesión del premio de la asociación de la Prensa Deportiva. Está claro que vuelve a su ciudad cargado de proyectos que poco a poco se irán desvelando.

Todos los detalles de la historia de Diego Ballesteros entre Zaragoza y Pekín los vais a poder conocer porque ha cumplido su promesa de publicar en un libro su periplo por la ruta de la seda etapa por etapa y así completar lo ya explicado en aquel maravilloso Blog http://www.delaexpoalasolimpiadas.blogspot.com que fue actualizando día a día para que sus seguidores participaran de los detalles de su increíble aventura.

Amigos, los montañeros somos verdaderos conquistadores. A los ojos de los demás, a veces conquistamos cosas inútiles pero, a los que esto piensen les diría lo siguiente:

Todos y cada uno de los que hacemos deporte en la naturaleza amamos y luchamos por defender nuestro escenario, nuestros territorios y montañas. Mientras escalamos, esquiamos, pedaleamos… estamos cultivando la esencia de los deportes de equipo, la solidaridad con unos compañeros de quienes dependemos al colgarnos de una pared. Vivimos la satisfacción de acceder a una cima y de su regreso al valle en cada reto propuesto una semana sí y otra también.

Nuestros retos, más concretamente, el reto que se propuso Diego, parecen imposibles, más aún saliendo de una grave lesión. Plantearlos en tan poco tiempo, tres meses y tres semanas, en solitario y por países a priori peligrosos, desiertos incluidos. ¿Se asemeja esto a una ascensión ochomilista?

Muchos esquiadores de montaña hemos sufrido la ausencia de nieve propiciada por el rigor de un cambio climático incontestable. La bicicleta de montaña ha supuesto para muchos de nosotros un “reciclaje” que nos permite mantener viva una llama que alimenta las ansias de aventura, de sufrir subiendo y disfrutar bajando caminos o senderos más o menos empinados. La cuestión es Tras recibir el alta médica y recuperarse del accidente sufrido en la Race Across América, que le ha obligado a permanecer en silla de ruedas, Diego ha sido noticia por la presentación del libro "12822, de Zaragoza a Pekín en bicicleta". mantenerse en forma y disfrutar del territorio. Plantearse ir de Zaragoza a Pekín, con sus 12822 kilómetros, se podría comparar a un Everest en solitario y sin oxígeno. Un reto, único, total.

¡Qué le vamos a hacer!, La montaña es, en relación al mundo de l deporte, una Cenicienta a la que cada montañero se acerca con su zapato de cristal para fundirse con ella en el sueño de ese cuento interminable vivido igual por unos niños que asisten a un curso de iniciación como por los veteranos senderistas de las andadas que llenan sus vidas con el final feliz de este cuento que tanto nos atrae .

Los valores humanos atribuidos al proyecto de Ballesteros lo son también para todos los que amen este deporte y quieran que su magnífica experiencia sea de alguna manera lanzada a su alrededor.

Ejemplos como el de Diego Ballesteros o el de cada uno de nosotros pueden ayudar a tantos muchachos y muchachas que no saben dar salida a su vigorosa juventud más allá de las zonas de bares.

Los montañeros debemos ser antes que nada solidarios. No caigamos nunca en la tentación de disfrutar nuestros sueños y aventuras desde un planteamiento exclusivamente personal. ¡Salgamos a la palestra para decirle al mundo que el montañismo es un reto hecho a la medida de cada uno! En Aragón las montañas forman parte de nosotros mismos. ¡Acerquémonos a ellas y acerquemos a los demás también con nuestro ejemplo y testimonio! Ese es el genuino efecto Ballesteros.

TIENDAS ONLINE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here