Mujer Rural

El Departamento de Medio Ambiente aragonés y la Fundación ONCE trabajarán en equipo para mejorar la accesibilidad de los espacios naturales que conforman la Red Natura de Aragón.
A través de un convenio «pionero», se comprometen a impulsar planes que permitan eliminar las barreras físicas que dificultan a las personas con discapacidad acceder a estos lugares y disfrutar del Medio Ambiente.
El acuerdo ha sido firmado esta mañana por el consejero de Medio Ambiente, Alfredo Boné, y el director general de la Fundación ONCE, Luis Crespo. El convenio se desarrollará hasta diciembre de 2011 y para este año ya se han previsto 300.000 euros para empezar a mejorar la accesibilidad en alguno de los quince espacios naturales de la Red Natura en la Comunidad.

A la izda. Alfredo Boné, consejero de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón A la dcha. Luis Crespo, director general de la Fundación ONCE. Foto: S.E.
En el marco de este acuerdo, se desarrollarán actuaciones para adecuar los equipamientos ambientales y de los de uso público en los espacios naturales protegidos facilitando a las personas con discapacidad la integración en las actividades en la naturaleza y su conocimiento.
«Se trata fundamentalmente de eliminar barreras físicas para las personas que tienen dificultades de movilidad, como es el caso de los usuarios de sillas de ruedas. Y luego, para otro tipo de discapacidades, como las visuales o auditivas, estudiaremos fórmulas sobre cómo comunicar y transmitir lo que por la discapacidad no se puede percibir», ha precisado el director general de la Fundación ONCE.
Además, se programarán actividades de formación en esta materia, dirigidas a guías, intérpretes, agentes sociales y operadores privados que presten servicios de uso público para visitantes en los espacios privados.
Durante su intervención, Crespo ha destacado también la importancia de este acuerdo, porque va a permitir avanzar en el objetivo de que la naturaleza sea «accesible para todos». El director general de la Fundación ONCE ha recordado que éste «es un derecho de justicia» y que, además, «no implica especiales costes adicionales ni ninguna pérdida o deterioro medioambiental».
Además, también ha incidido en el papel que puede jugar el colectivo de personas discapacitadas en turismo ambiental. Crespo ha recordado que en España hay más 3,8 millones de discapacitados en España, más de 115.000 en Aragón y 50 millones en toda la Unión Europea.
«Suelen ser turistas acompañados de familiares o amigos y por tanto, olvidando el tema social, simplemente desde el punto de vista económico, el conseguir que los espacios naturales sean accesibles para todos, realmente supone una ventaja competitiva que tampoco debemos de despreciar», ha añadido Crespo.
También el consejero de Medio Ambiente aragonés, Alfredo Boné, ha destacado las ventajas de este acuerdo «pionero» desde el punto de vista económico. «Estamos hablando de un colectivo nada minoritario que supone un desarrollo socioeconómico del territorio muy importante», ha dicho.
Boné también ha remarcado el significado social del acuerdo. «El patrimonio natural de Aragón, además de conservarlo y respetarlo, tenemos derecho a conocerlo. Y tenemos derecho todos», ha destacado.

FRANCO MOLINA CENTRAL
NAVIDAD GOB ARAGON mitad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here