Varios

Procesión de San Mateo. Foto JLP.La ciudad del Cinca despidió ayer por la noche con una espectacular traca de fuegos artificiales y el consiguiente entierro de la sardina y el cántico del pobre de mí por parte de las peñas las fiestas mayores en honor a San Mateo.

Éstas han sido unas fiestas marcadas por la buena participación en los actos programados, especialmente en los dos conciertos estrella, el del grupo ejeano Tako que concentró en la Avenida de Lérida a cinco mil personas, y especialmente los zaragozanos Amaral que no defraudaron a las cerca de 8.000 personas que se concentraron en el campo municipal del Isidro Calderón en la medianoche del sábado.

GOB ARAGON surge

Juan Aguirre y Eva Amaral. Foto JLP.La única pega fueron los momentos de lluvia que deslucieron algunos actos como el concierto del jueves de los Porretas que fue suspendido. Pero a pesar de las inclemencias del tiempo, los montisonenses demostraron que tenían ganas de fiesta y salieron a la calle a participar de los muchos actos programados durante las 24 horas.

Día grande

Ayer fue el día grande de las fiestas. La festividad de San Mateo. comenzó con una alormzada popular a cargo de las peñas Monzón qué demasiao, seguida de la despertada por los barrios de la Caravana del Comercio. En la plaza del Conservatorio, los más pequeños disfrutaron de una gimkhana de fútbol, de un desayuno saludable y de la actuación de mago, mimo y malabarista «El Gran Gabini». Mientras tanto, la talla de San Mateo salía en procesión por las calles de Monzón para regresar a la catedral donde el obispo Alfonso Milián ofició una homilía cantada por el grupo Nuestra Señora de la Alegría. A su término hubo vermú y degustación de jamón.

Amaral durante su actuación en Monzón. Foto JLP.Por la tarde, los aviones volvieron a sobrevolar los cielos igual que el primer día, mientras que la revista de Luis Pardos actuaba en la nave de la asociación San Mateo.

El presidente del Patronato Municipal de Fiestas, Javier Vilarrubí, se mostraba ayer satisfecho por el buen desarrollo de todos los actos y por la ausencia de incidentes reseñables. «El balance ha sido muy positivo. Al final ha acompañado el tiempo y ha habido una respuesta importante de los ciudadanos. Ahora analizaremos en el Patronato los posibles errores que hubiéramos cometido pero creo que el balance ha sido muy positivo», apunta.

Los niños tuvieron una gymkhana de fútbol por la mañana. Foto JLP.Vilarrubí destaca la respuesta del público para los dos conciertos «que ah sido increíble, sobre todo con Amaral que hubo un récord histórico de afluencia de gente. Han sido dos conciertos de calidad».

Ahora toca «trabajar para seguir mejorando, que como responsables es la obligación que tenemos», señala el concejal que asegura sentirse «muy contento».

dph

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here