Elaboración de tortetas. JLP.Los vecinos de Colungo recuperaron las antiguas prácticas domésticas en una nueva jornada cultural de la Matacía, organizada por la activa asociación cultural O Portal d’a Cunarda. Durante toda la mañana del domingo en las calles y plazas de esta localidad del Somontano los vecinos elaboraron longanizas, chorizo, tortetas o morcillas con el mondongo obtenido por la matanza del cerdo. Pero no fueron las únicas labores de autoabastecimiento que se prepararon de forma artensal. También se elabararon sopas de pan, jabón con aceite usado, almendras garrapiñadas, o destilación de anís, licor que da fama a la localidad.

Preparación de anís. JLP.Los asistentes que acudieron a disfrutar de una buena mañana pudieron conocer la elaboración artesanal de todos estos productos, así como catarlos, mientras paseaban por las calles de Colungo que estuvieron ambientadas con fotografías y aperos de oficios ya perdidos.

GOB ARAGON surge

Por otro lado, esta jornada cultural contó con la presencia de alrededor de una veintena de artesanos locales que expusieron sus productos de bisutería, ganchillo, objetos de madera, talla de piedra, perfumes y cremas, juguetes, quesos y mermeladas.

Elaboración de chorizo con el mondongo. JLP.Y para dar más realce a la jornada se contó con la presencia de los Gaiters de Tierra Plana que con sus gaitas realizaron un pasacalles poniendo la nota musical a la mañana.

Este es el octavo año que la asociación O Portal d’a Cunarda organiza esta jornada cultural que se ha convertido en un atractivo turístico a juzgar por el número de visitantes que cada inicio de diciembre acuden a conocer como vivían los abuelos en los pueblos. Así quedó patente ayer con la presencia de muchos visitantes de dentro y fuera de la comarca que no quisieron perder la ocasión de probar sabrosas tortetas salidas del caldero o unas contundentes sopas de pan y ajo como las de antaño, regadas con vino casero.

Elaboración de jabón de forma artesanal. JLP.Desde la asociación valoraban el resultado de esta propuesta etnológica que involucra a buena parte de los vecinos de esta pequeña localidad. «Cuando creamos la asociación en 2006 ésta fue la primera actividad que hicimos y estamos contentos porque cada año viene más gente y también los vecinos del pueblo se han ido animando. Al principio éramos unos pocos y ahora cada vez somos más. Nuestro objetivo ha sido recuperar tradiciones que con el paso del tiempo se han perdido como la matacía que antiguamente se hacía en todas las casa y ahora los cerdos sólo están en explotaciones ganaderas», explica Javier Cavero, responsable de la asociación. En este sentido, en verano la asociación realiza una jornada similar sobre la siega.

Elaboración de morcillas. JLP.Josefina Abardía se mostraba satisfecha porque sus tortetas estaban gustando entre los muchos asistentes que acudieron a la Matacía. «Hemos hecho tres calderadas de tortetas con sangre, pan, especias y harina. Las hemos masado a mano y ha costado mucho. Antes las hacíamos en todas las casas y ahora ya no se hace y hemos querido recuperar las cosas de antes. Todo el mundo colabora y pasamos un día de fiesta cuando antes era un día de mucho trabajo», señalaba.

Y para terminar la comida con un buen sabor de boca no podía faltar el anís extraído de forma artesanal del alambique de Fernando Abadía que puso un dulce final a la matacía.

SUSCRIPCION

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here