Mujer Rural

Dialogolibre.com

El obispo de Barbastro – Monzón, Alfonso Milián, ha viajado a la Santa Sede para, entre otros asuntos, pedir auxilio al Vaticano para rescatar las más de cien obras de arte sacro aragonés que la Generalidad de Cataluña se niega a devolver pese a las numerosas sentencias que así lo han establecido.

FRANCO MOLINA CENTRAL

Gran parte de las obras están en el Museo de Lérida, los llamados «bienes de la Franja», pero también hay otras obras de arte de Berbegal, Peralta y Alcofea (tres localidades oscenses) y las pinturas murales del Monasterio de Sijena, también en Huesca, que se encuentranen en el Museo Nacional de Arte de Cataluña.

Tanto el obispo de Lérida como la Generalidad, pese a las sentencias, han rechazado reiteradamente cumplir con los mandatos de los jueces. El Obispado ilerdense, además, se escuda en que estas obras fueron catalogadas como colección propia del patrimonio catalán por parte de la Generalidad, por lo que arguye que tiene las manos atadas.

No obstante, este razonamiento ha sido tumbado recientemente por el Tribunal Supremo, que ha anulado dicha catalogación porque todas estas piezas nunca ha dejado de ser aragonesas. El obispo de Barbastro va a pedir al Vaticano que hable con su homólogo de Lérida para que acate las sentencias judiciales, tanto las civiles como las eclesiásticas, que también han dado la razón a Aragón.

DPH

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here