DSC_0726El ex presidente del Gobierno de Aragón y actual senador socialista Marcelino Iglesias se refirió ayer en Barbastro al litigio entre la diócesis altoargonesa y la de Lérida por los bienes de arte sacro. Para Iglesias, se da la coyuntura actual para que Roma «de un puñetazo encima de la mesa y haga cumplir sus sentencias». «Hay un nuevo Papa, un nuevo Secretario de Estado y nuevos obispos –en alusión al relevo en la curia ilerdense-. La diócesis de Barbastro – Monzón tendría que conseguir en este momento que Roma cumpla sus sentencias».

Para el ex mandantario aragonés, desde Aragón «se está presionando poco contra la Diócesis de Lérida» y pidió al Ejecutivo autonómico que de «el impulso definitivo. A mí me hubiera gustado no judicializar este tema porque estaba ya decidido por los tribunales eclesiásticos. Es una dificultad entre obispos que no tendría que haber ido a la jurisprudencia ordinaira». «Hay que aprovechar este momento con una presión sobre la diócesis de Lérida y la Generalitat», insistó el senador, que criticó al obispo ilerdense «por desautorizar a sus propios tribunales».

 

SUSCRIPCION

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here