Mujer Rural

La residencia municipal de la tercera edad de Barbastro lleva cuatro meses sin el médico que según el contrato estipulado entre el Ayuntamiento y la empresa adjudicataria, Valoriza, debería estar al frente del cuidado sanitario de los residentes.

Estos cuatro meses es el periodo comprendido desde que el último facultativo causó baja para desplazarse a un destino donde tuviera un horario laboral más amplio.

FRANCO MOLINA CENTRAL

Esta situación la denunció ayer el PP en un comunicado de prensa en el que achacaban al alcalde Antonio Cosculluela y a la concejala de Hacienda y responsable en la comisión de seguimiento de la residencia, Sonia Lasierra, «estar aceptando a la empresa un incumplimiento más del contrato de gestión del servicio».

Los populares critican que además el equipo de Gobierno municipal «recompense» a la empresa adjudicataria con una prórroga de un año en su gestión al frente de la residencia, aprobada en el pleno del 31 de julio. Cabe apuntar que en dicho pleno, el PP se mostró contrario a esta renovación al entender que no se prestaban correctamente todos los servicios contemplados en el contrato. Mientras que desde CHA se abogaba por una gestión pública.

El PP afirma que la falta de este médico está repercutiendo «en una sobrecarga para los médicos del Centro de Salud de Barbastro que a pesar de ello, siempre muestran su buena disponibilidad y  profesionalidad».

También achacan al alcalde que «clama y reclama a los cuatro vientos supuestos incumplimientos por parte del Gobierno de Aragón en materia de sanidad o servicios sociales, cuando es su propia responsabilidad y su obligación, no es capaz de exigir a una empresa, a la que tiene ha adjudicado un servicio tan sensible, ni siquiera que cumpla el contrato y dote de un médico a la residencia de la tercera edad que es de gestión municipal».

Buscando médicos

El Ayuntamiento de Barbastro indica que este problema es crónico en dicha residencia ya que el contrato laboral con la empresa adjudicataria obliga a tener contratado un médico por doce horas semanales. Este horario es escaso para muchos profesionales sanitarios que al conseguir una mejor oferta laboral abandonan su empleo como médicos de la residencia. Este mismo hecho es lo que ha ocurrido con el último médico de la residencia.

La concejala delegada en la comisión de seguimiento de la residencia, Sonia Lasierra, ha explicado que la empresa adjudicataria lleva buscando un médico desde el mismo momento en que se produjo la renuncia de la plaza. «Se ha colgado la oferta en varias páginas webs y se está buscando tanto desde la dirección de la residencia como de la empresa pero son pocas horas y no es fácil», señala Lasierra.

Por otro lado, la edil responsable de la residencia aclara que en todos estos cuatro meses los residencias han estado atendidos por el personal sanitario del centro de salud de Barbastro, con el que existe una plena coordinación. «Las enfermeras de la residencia están en perfecta coordinación con los médicos del centro de salud y o llevan a los residentes al ambulatorio o los médicos se desplazan cuando es preciso», aclaró Lasierra.

SUSCRIPCION

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here