Las chicas del Hinaco Monzón siguen apretando el acelerador a fondo. La pertiguista Alicia Raso y la mediofondista Cristina Espejo hace tiempo que han dejado de ser promesas para convertirse en dos de las mejores deportistas del atletismo aragonés y siguen dando alegrías a la parroquia del Centro Atlético Monzón, un club que saca pecho de su cantera en cada campeonato. La última exhibición de ambas fue en el Campeonato de España juvenil, celebrado en Ciudad Real y en la que Alicia Raso saltó 3.91, siendo récord nacional; Mientras que Cristina Espejo volvía por sus fueros y se proclamaba subcampeona de España en Tarragona con un tiempo de 4.21.74.

AliciaRsao2Alicia Raso parece que vuela y va sumando sus concursos como récords. Tras conseguir el récord en categoría cadete en pista cubierta en San Sebastián, el billete para el Mundial de Cali en Zaragoza, el fin de semana cosechaba un nuevo hito personal. «Estoy muy contenta con el resultado. El récord estaba en 3.90 e intenté 3.91 y lo conseguí con el primer salto aunque no fue muy bueno», explicaba. La Estadilla se muestra sorprendida por lo conseguido hasta el momento y centra toda su ilusión y trabajo en preparar su primera participación en una prueba internacional. Será el Mundial de Cali en Bolivia que se celebrará en la segunda quincena de julio. «Todos los entrenos se están centrando en estar en mi mejor momento a mediados de julio. Creo que lo puedo hacer bien e intentar saltar los cuatro metros o al menos estar cerca. De todas formas poder disputar este Mundial ya es un regalo para mí y no quiero fijarme marcas», afirma la joven de 16 años.

Por su parte, Espejo recobró sensaciones y valoraba esta plata como un gran logro personal a pesar de no haber podido conseguir la mínima par el europeo sub 23. La montisonense salía de un parón obligado por una anemia y el domingo «por fin me ví en una carrera con mentalidad ganadora, luchando hasta el último metro y con mucha fuerza tanto física como psicológica. Para mí es un balance muy positivo este campeonato y repito la medalla de plata que conseguí el año pasado cuando estaba en mi mejor momento de forma. Con las poquitas semanas que llevo de entreno par mí es un premio, algo que no me creía».

La pupila de Fondy va a seguir peleando por romper la barrera de los 4.20 y correr sobre los 4.14. «Llevo entrenando cuatro semanas escasas y para mí ahora el objetivo es el Campeonato de España absoluto. A mi favor tengo que a estas alturas de la temporada hay mucha gente que ya ha quemado cartuchos y yo los tengo todos guardados. Voy a aprovechar para acabar de pulir los entrenamientos e intentar llegar en el mejor estado de forma posible al absoluto, algo en lo que confío mucho y espero estar en la final», señala.

Tanto Espejo como Raso están también de enhorabuena por haber conseguido recientemente de nuevo el ascenso a la Primera División con el resto de compañeras del Hinaco Monzón.

A las dos féminas hay que añadir el concurso de otro montisonense del Hinaco Ignacio Vigo que quedaba en cuarta posición en salto de altura con 2.08.

 

TIENDAS ONLINE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here