FECHA: 6 DE SEPTIEMBRE 2015

DIFICULTAD: MEDIA/ALTA IIº Buena preparación física. (no se requiere cuerda pero si el uso de manos para algunas trepadas y destrepes)

DESNIVEL: 1.700m

TIEMPO ACTIVIDAD: 12h.

Grupo formado por 8 socios del club.

InfiernoSalimos del balneario de Panticosa cuando son las 6h. de la mañana, nos ponemos en marcha hacia el collado de Pondiellos, el ascenso es bastante duro y mantenido, subida que vamos haciendo con paciencia, cuando amanece ya tenemos visión de los picos del sector del Garmo, nosotros nos vamos a centrar en llegar al collado, el ultimo tramos vamos cada uno a su ritmo ya que es muy exigente.

Una vez en el collado descansamos un buen rato para reponer fuerzas, hacer algunas fotos y visionar la ruta de subida hacia los Picos de Infiernos, pero antes nos desviaremos a nuestra derecha para ascender al Pico Arnales, primero por pedrera para introducirnos en una chimenea que nos dejara en la arista cimera.

La cresta es algo aérea, vamos ganando metros hacia la cima con cautela y mucha precaución, al ir en grupo ralentiza el paso y nos cuesta alrededor de 1,30h recorrer toda la cresta. Por fin terminamos y descendemos hacia el collado de Arnales para ir a la base de la trepada de los Picos Infiernos, esta subida también hay que tomársela con mucha precaución, no es difícil pero es terreno delicado y expuesto.

Una vez ganada la altura nos dirigimos en primer lugar al Pico Oriental de los Infienos. la satisfacción en muy grande, «no es para menos» todo el grupo está muy emocionado para la mayoría es la primera vez que ascienden a estos picos.

Seguimos nuestro itinerario para llegar el Pico Central, otro descanso para fotos y observar el monumental paisaje.

ya solo nos queda acercarnos al Pico Norte y comenzar el descenso con mucha calma, afrontamos destrepes continuados hasta situarnos en un colladito, a partir de aquí la cosa ya va cambiando y el terrenos se vuelve mas vulnerable y aunque no hay que bajar la guardia ya que todavía hay algún destrepe hasta llegar por fin a terreno de sendero, en breve estamos en el collado de Tebarrai.

Parada para quitarnos los cascos ya que ha pasado el peligro de caída de piedras, vamos descendiendo por un sendero bastante cómodo, hasta los ibones Azules, otra parada obligatoria para hacer fotos «no hay quien se resista» el espectáculo es sorprendente y un buen sitio para recrear los sentidos.

Pasamos junto a los lagos de Bachimaña y su nuevo refugio. El cansancio se empieza a acusar, no es para menos, pero hay que llegar poco a poco.

Cuando por fin llegamos al parking son las 19h. (13horas de actividad incluido mas o menos una hora de descansos) jornada muy larga y dura pero ha merecido la pena, todo el grupo esta mas que entusiasmado y feliz por los ascensos realizados.

Gracias a todos por su participación.

 

SUSCRIPCION

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here